Apps para espiar redes sociales: ¿Cuáles son y cómo funcionan?

Apps para espiar redes sociales: ¿Cuáles son y cómo funcionan?

Internet 30/03/2023 Josefina Ceccini

Apps para espiar redes sociales: ¿Cuáles son y cómo funcionan?




Hoy en día existen no pocas aplicaciones diseñadas específicamente para espiar los teléfonos inteligentes ajenos, y por supuesto esto abre la posibilidad de saber con profundidad qué sucede en las redes sociales de esas personas: que pueden ser familiares, amigos o incluso pareja.

Lo mismo si alguna vez te ha picado la curiosidad por saber como entrar al Facebook de otra persona o quizás cómo hackear el Whatsapp ajeno, te contamos todo lo que necesitas saber sobre ellas.

Pero antes de empezar, debemos advertirte que el uso de estas aplicaciones puede ser ilegal y violar la privacidad de otras personas. Así que, si decides utilizarlas, hazlo bajo tu propia responsabilidad.

¿Qué apps sirven para espiar redes sociales y cómo funcionan?


En general, las aplicaciones para espiar los smartphones de otras personas (y por ende sus apps de redes sociales, mensajerías, etc.) funcionan de manera similar. Primero, debes descargar la aplicación en el dispositivo que deseas monitorear y configurarla según las instrucciones proporcionadas por la aplicación. Después, la aplicación comenzará a recopilar y registrar datos del dispositivo en segundo plano, sin que el usuario lo sepa.

Las aplicaciones de monitoreo suelen registrar todo tipo de información, como los mensajes de texto, las llamadas, la actividad en redes sociales, la ubicación del dispositivo y más. Algunas aplicaciones incluso te permiten controlar el dispositivo a distancia, bloquear aplicaciones o limitar el uso del dispositivo.

Una vez que la aplicación ha recopilado la información, esta se envía a una cuenta en línea a la que puedes acceder desde cualquier dispositivo con conexión a internet. Desde allí, puedes ver los datos recopilados por la aplicación, como los mensajes de texto, las llamadas, los correos electrónicos y más.

Es importante tener en cuenta que muchas de estas aplicaciones son ilegales y violan la privacidad de otras personas, a menos que se usen con el fin de monitorear personas de las que tengamos custodia o tutela (e incluso así en determinados casos es cuestionable su uso). Por otra parte, algunos sistemas operativos y aplicaciones de seguridad pueden detectar estas aplicaciones y alertar al usuario.

En materia de aplicaciones como tal, existen unas cuantas con bastante reputación en el mercado:

mSpy es una de las aplicaciones más populares para espiar las redes sociales. Con ella, puedes ver los chats de la otra persona en Whatsapp, Snapchat, Messenger, entre otras. Además, también te permite acceder a su historial de navegación, mensajes de texto, llamadas, ubicación y más.

Pero eso no es todo, también existe eyeZy, una aplicación diseñada para espiar Instagram y Facebook en busca de seguidores, mensajes, fotos eliminadas, entre otros detalles. Esta aplicación es muy fácil de usar y te brinda una gran cantidad de información sobre la actividad en las redes sociales de otras personas.

Otra opción es XNSPY, una aplicación que te permite acceder a los mensajes de texto, llamadas, correos electrónicos, chats de redes sociales y mucho más. Además, con esta aplicación puedes controlar el dispositivo de la otra persona, bloquear aplicaciones y limitar el uso del dispositivo.


¿Es legal el uso de estas aplicaciones?


Las aplicaciones de monitoreo o spyware para usar en los teléfonos de otras personas pueden tener una variedad de usos. En algunos casos, su uso puede ser justificable y legítimo, mientras que en otros, puede ser ilegal y una violación de la privacidad.

Por ejemplo, los padres pueden utilizar estas aplicaciones para monitorear la actividad de sus hijos y asegurarse de que estén seguros en línea. También pueden usarlas para establecer límites de tiempo en el uso de dispositivos móviles, limitar el acceso a ciertas aplicaciones y mantener un control parental.

En un ambiente laboral, las empresas pueden utilizar estas aplicaciones para monitorear el uso de dispositivos móviles de los empleados, especialmente si se les proporcionaron para fines laborales. Esto puede ayudar a detectar actividades ilegales o inapropiadas online, o para asegurarse de que los empleados no estén perdiendo tiempo en el trabajo.

Sin embargo, en otros contextos, el uso de estas aplicaciones puede ser ilegal y una violación de la privacidad de otras personas. Por ejemplo, si se utiliza para espiar a la pareja, amigos o conocidos sin su conocimiento o consentimiento, es probable que se esté cometiendo un delito. También puede ser ilegal si se utiliza para obtener información confidencial de otra persona sin su consentimiento.